sábado, 17 de noviembre de 2007

Arqueología desde la web

Un programador italiano que navegaba por los mapas del servicio cartográfico de Google apreció en uno de ellos una estructura que despertó su curiosidad. Una observación más detenida de la imagen obtenida por los satélites le llevó a contactar con un equipo de arqueólogos que certificó que se trata de una antigua villa romana, según informa la revista Nature.
Luca Mori explica en su weblog http://www.quellidellabassa.org/ que el descubrimiento se produjo cuando se encontraba estudiando las imágenes que Google Maps ofrece de los campos próximos a la localidad donde reside, Sorbolo, cerca de Parma. En una de ellas apreció una forma ovalada de unos 500 metros que en principio identificó como el cauce de un antiguo río. Su mirada se dirigió después hacia unas formas rectangulares próximas, que tras un nuevo análisis le parecieron ser una estructura creada por el hombre.
Todo ello le llevó a ponerse en contacto con arqueólogos profesionales, incluyendo a expertos del Museo Arqueológico Nacional de Parma, que confirmaron su hallazgo. En un principio pensaron que se trataba de una villa de la edad de Bronce, pero tras una inspección del lugar se han encontrado cerámicas que indican que es una construcción romana.

No hay comentarios :