martes, 12 de junio de 2012

La vía romana de Parpers declarada Bien Cultural de Interés Nacional.

La Generalitat quiere preservar el espacio por su interés histórico, cultural y arqueológico.




El Gobierno ha acordado declarar bien cultural de interés nacional (BCIN) la Vía Romana de Parpers, en Argentona (Maresme), en la categoría de zona arqueológica. La Vía Romana de Parpers está situada en la parte norte del municipio y se ha convertido en un paraje que se puede seguir para recuperar algunos espacios museizados. En conjunto, se trata de un espacio patrimonial de gran importancia desde el punto de vista cultural, científico y natural que se protege como zona arqueológica.
Este tramo de vía tiene un recorrido de poco más de un kilómetro con un desnivel absoluto de 125 metros. A lo largo de todo este tramo se conservan aún numerosos restos de los muros de contención que sostenían la calzada, construidos con una sólida mampostería. También se localizan 10 contrafuertes de sección triangular y planta rectangular que soportaban los muros de contención.
Si bien cronológicamente no se puede precisar con bastante certeza su construcción, se cree que ya existía hacia el siglo II aC. Esta consideración se basa sobre todo en el hallazgo de un miliario en Santa Eulàlia de Ronçana, en el Vallès Oriental, donde aparece el nombre de MV Sergius, identificado como el cónsul romano que el año 120 aC gobernaba la Hispania Citerior, aunque que sus orígenes podrían ser anteriores a la época prerromana.
Las primeras noticias documentales datan del período alto medieval y se sabe que se reformó hasta el siglo XVIII. El sendero de Parpers cayó en desuso cuando a partir del1844 se construyó una nueva carretera para superar el collado homónimo, el actual C-1415b, de Granollers a Mataró.
Extraído de La Vanguardia