miércoles, 5 de septiembre de 2012

Primeros Pobladores de Extremadura inicia una excavación en la cueva de Santa Ana en Cáceres.

La cavidad contiene herramientas líticas en las que puede apreciarse la evolución tecnológica de los homínidos en los últimos 800.000 años.
Equipo de Primeros Pobladores de Extremadura en el interior de la cueva El Conejar.
El equipo de investigación Primeros Pobladores de Extremadura (EPPEx) ha iniciado una nueva campaña de excavación en la cueva de Santa Ana en Cáceres donde permanecerá realizando trabajos arqueológicos hasta el próximo día 15 de este mes de septiembre.
En esta campaña, gracias a la colaboración entre el EPPEx y el CENIEH (Centro Nacional de Investigación en Evolución Humana), se empezará un estudio geológico completo de Santa Ana para aportar respuestas sobre la posición estratigráfica de los materiales achelenses que remiten a las culturas de las primeras colonizaciones de Europa.
La campaña de excavación cuenta con el apoyo de la Diputación de Cáceres y con la colaboración del Ministerio de Defensa, el Ministerio de Educación, Cultura y Deporte, el Ayuntamiento de Cáceres y el Ayuntamiento de Malpartida de Cáceres, según informa EPPEx en nota de prensa.
La cueva de Santa Ana se abre sobre una pequeña colina en el interior del campamento militar Cefot nº 1, a 1,2 kilómetros al sur de la ciudad de Cáceres. Los sondeos efectuados en la cavidad han proporcionado las primeras evidencias sobre la evolución técnica dentro del denominado Complejo Cacereño, una unidad territorial y cultural que comprende el Calerizo cacereño y los humedales circundantes, especialmente los del río Salor en el que se encuentran los yacimientos paleolíticos de El Millar (Cáceres) y Vendimia 2 (Malpartida de Cáceres).
Esta singular cavidad contiene en sus niveles herramientas líticas en las que puede apreciarse la evolución tecnológica de los homínidos en los últimos 800.000 años con los modos técnicos 1 o Olduvayense, 2 o Achelense y 3 o Musteriense.
En la cueva de Santa Ana cabe destacar, por su excepcionalidad, la buena conservación de los materiales, especialmente de las industrias líticas (bifaces, lascas, etc..), hecho que ha permitido el estudio de sus filos para conocer las materias trabajadas, así como el sentido del desgaste por el uso, permitiendo la reconstrucción de los gestos de nuestros antepasados (la manera de usar esas herramientas).
La intervención arqueológica del EPPEx en la cueva de Santa Ana para esta campaña 2012 se centrará en continuar la excavación del sondeo exterior, los niveles achelenses con sus bifaces extraordinariamente conservados, así como en los diferentes puntos de la cavidad en los que se viene interviniendo.
En la parte superior del cono de relleno se continuará excavando la unidad 8 de cierre de toda la secuencia sedimentaria en vistas a poder identificar el acceso norte al interior de la cavidad. Es en esta zona donde están puestas nuevas esperanzas para los estudios geocronológicos y arqueológicos de la cavidad.
En el interior de la cueva se continuará el nuevo sondeo iniciado en 2011 para un mejor conocimiento geológico y estructural de la cueva, concluye la nota.
Extraído de HOY