lunes, 24 de septiembre de 2012

Torrent, en Valencia, desvela los hallazgos arqueológicos de las obras de excavación del nuevo mercado.

Se han encontrado restos del muro del foso, de 1’5 metros de profundidad y de 5 a 20 metros de largo, perteneciente a la estructura defensiva de la Torre, además de restos de casas medievales y de cerámicas en un pozo. 




Tras el inicio del proceso de derribo y posterior excavación arqueológica en el enclave del antiguo Mercado Municipal, el Consistorio ha presentado en rueda de prensa toda la información sobre los hallazgos obtenidos en las obras. Parte del muro del foso que rodeaba la Torreantiguas casas medievales o un taller artesanal son algunas de las muestras de los resultados tras las excavaciones y el estudio arqueológico realizado.

La alcaldesa de Torrent, Amparo Folgado, ha señalado que "estamos descubriendo el árbol genealógico de Torrent, es una forma de ver el conjunto de Torrent de manera diferente”.

Folgado ha destacado el hallazgo de una parte del muro que rodeaba a la Torre, de 1’5 metros de profundidad y de 5 a 20 metros de largo, el muro del foso que se construía para evitar las antiguas minas por las que se intentaba acceder a la Torre. La alcaldesa ha remarcado que "gracias a estas excavaciones hoy conocemos un poco mejor Torrent y la estructura defensiva de la Torre, algo que todos los torrentinos y torrentinas deben conocer como parte de su historia”.

La arqueóloga Lourdes Roca ha realizado un pase de diapositivas en el que ha explicado detenidamente el proceso de las excavaciones. Durante la primera fase apareció el muro. "Hemos conseguido recuperar la evolución urbanística de Torrent desde el siglo XIV hasta el siglo XX en 2.000 metros cuadrados”.

Hallazgos arqueológicos.

Los Hospitalarios construyeron un sistema defensivo que trataba de un foso que envolvía la Torre y una muralla que delimitaba el espacio de una población cristiana en desarrollo. La intervención de 2004 data la construcción del foso durante la primera mitad del XIV.

La importancia del descubrimiento del foso es que ahora se puede conocer de primera mano la estructura defensiva de Torrent formada por la Torre islámica, así como el foso y la muralla construidos por la orden de los Hospitalarios en el siglo XIV. La muralla protegía el poblado y el foso se utilizaba para evitar las incursiones en la Torre a través de las llamadas "minas”. Estos tres elementos formaban el conjunto defensivo del Torrent medieval, y en los últimos años se ha podido documentar y "rescatar” casi en su totalidad.

Se han descubierto los restos de las casas medievales que se encontraban en la calle Baviera y en la calle Cervantes así como talleres artesanales donde se trabajaba el hierro. Además, tras las excavaciones se han encontrado piezas de cerámica del siglo XVII que "supuestamente pertenecen a algún artesano que las tiraba en un pozo que utilizaba para desechar piezas que durante la cocción se rompían, se han recogido alrededor de 30 cajas, más las 70 que se recopilaron en la primera intervención de la Torre”, ha contado la arqueóloga.

Como curiosidad se ha encontrado una pieza de cerámica donde supuestamente un artesano de la época dejó su sello en forma de Torre de Torrent, un sello que ya se encontró en las excavaciones de 2004.

Extraído de Tribuna Municipal