viernes, 23 de noviembre de 2012

El mayor pecio fenicio hallado en el Mediterráneo.

Restos encontrados en el yacimiento subacuático del Bajo de la Campana.

Bajo las aguas de la isla Grosa y la isla del Farallón, en la costa murciana de la Manga del Mar Menor, se halla el yacimiento subacuático del Bajo de la Campana, un lugar que hace más de 2.600 años era una ruta marítima asidua de los fenicios y donde más de uno se hundió para siempre con todo su cargamento. Uno de aquellos naufragios se ha convertido en el pecio más grande hallado hasta el momento en el Mediterráneo. Se trata de un navío fenicio de 20 metros de eslora que se hundió en estas aguas en el siglo VII a.C. y que, según han revelado sucesivas campañas arqueológicas, iba cargado con una valiosa mercancía destinada al comercio con la élite social de la época. El navío, del que ya se han recuperado más de 1.000 piezas fenicias, transportaba, además de ánforas, vasijas y otros objetos de cerámica, una enorme cantidad de colmillos de marfil, lingotes de bronce, estaño y cobre, y un valioso pedestal de piedra.

Al frente del rescate de este espectacular tesoro submarino se halla un equipo de arqueólogos procedentes de once países que, gracias a un acuerdo internacional entre el Instituto de Arqueología Náutica (INA, por sus siglas en inglés, de Texas), el Ministerio de Cultura de España y el gobierno autonómico de Murcia, han llevado a cabo este verano la cuarta campaña arqueológica. “La primera campaña completa del pecio se realizó en verano de 2008 gracias al patrocinio de National Geographic y al apoyo del INA y del Ministerio de Cultura de España, que ha actuado a través del ARQUA (Museo Nacional de Arqueología Subacuática), de Murcia”, explica el español Juan Pinedo, codirector de las excavaciones del pecio junto con Mark Polzer, investigador del INA. Parece que lo que se ha extraído hasta el momento es sólo una mínima parte de lo que hay en el fondo del mar, por lo que hay trabajo para rato.


Extraído de National Geographic