viernes, 2 de noviembre de 2012

El poder de los samuráis.

El guerrero, para formar parte de la casta luchadora, necesitaba poseer caballo y, en ocasiones, formación y armas, sobre todo, espada, arco y flechas.


Escultura de un samurái ecuestre.
Desde mediados de la era Heiana, entre los siglos IX y X, nace un nuevo estamento social que está integrado por soldados y guerreros profesionales en torno a la figura del funcionario provincial o del gran señor feudal japonés. Se trata del samurái o guerrero.

Estos samuráis residen, normalmente, en las zonas rurales, en las provincias, y acceden a pequeños cargos de responsabilidad dentro de la administración o del poder de la propiedad feudal, como capacidad para heredar tierras y propiedades, en recompensa por su lealtad al señor.

Leer completo: Suite101