jueves, 22 de noviembre de 2012

Libisosa pretende ser el sexto parque arqueólogico de Castilla-La Mancha.

Libisosa pretende ser el sexto parque arqueológico de Castilla-La Mancha. Así lo ha puesto de manifiesto el director General de Cultura, Francisco Javier Morales, asegurando que tras potenciar la declaración al Tolmo de Minateda, la Junta está abierta a que el de Lezuza se sume a red de parques arqueológicos, siempre que sea bajo una gestión público-privada.



La arqueología y la conservación del patrimonio arqueológico va ganando adeptos, no sólo entre las administraciones, sino entre los inversores privados. Quizá por convertirse en un novedoso reclamo turístico, la Junta de Castilla-La Mancha quiere potenciar sus parques, como el recién declarado Tolmo de Minateda, en Hellín, dentro de una red, de participación público-privada, a la que podría sumarse a medio plazo Libisosa, situado en la localidad albaceteña de Lezuza.
Así lo señalado el director general de Cultura instantes antes de la presentación del libro “Prácticas rituales, iconografía vascular y cultura material en Libisosa”, elaborado por el codirector de la excavación Héctor Uroz. Un detallado estudio acerca del patrimonio inmueble que supone el yacimiento arqueológico, excepcional en la península ibérica, sobre una villa oretana y posteriomente romana de la que queda mucho por descubrir.
En una reciente campaña de excavación, desarrollada por estudiantes de Arqueología de la UCLM y la universidad de Castilla-La Mancha, se encontraron 200 objetos en perfecto estado de conservación.
Extraído de ABTEVE