miércoles, 23 de enero de 2013

Las Islas Chafarinas ya estaban habitadas hace 6.500 años.


Investigadores de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM) han participado en el descubrimiento de un asentamiento humano de hace 6.500 años en las islas Chafarinas, como ha informado la institución educativa a través de un comunicado.

El descubrimiento revela nuevos datos sobre los modos de vida en el Neolítico. Un equipo multidisciplinar que realizaba excavaciones en el yacimiento de Zafrín, en las Chafarinas, un archipiélago español al frente de las costas de Marruecos, descubrió los restos de un pequeño poblado de agricultores y ganaderos que fue ocupado de forma estacional hace 6.500 años.

Los investigadores documentaron en este lugar una cabaña circular de tres metros de diámetro con un hogar central y numerosas evidencias de las actividades de subsistencia desarrolladas en su interior.

El análisis de estos hallazgos aporta datos novedosos sobre las estrategias de subsistencia y la gestión de recursos que desarrollaron las primeras poblaciones de agricultores y ganaderos de la franja litoral norteafricana, región históricamente vinculada a las costas del sur de la Península Ibérica.

Dentro de la cabaña los investigadores pudieron reconocer una área donde se cocinaron alimentos y se procesaban abundantes moluscos recogidos en las inmediaciones, como percebes, lapas o mejillones. En la zona exterior de la cabaña, cerca de la entrada, se documentaron numerosos molinos de piedra.

También se encontraron abundantes restos de ovejas domésticas, cuya carne sería procesada en el mismo lugar. De hecho también se recuperaron en la zona dos herramientas con huellas de uso que muestran que fueron empleadas para cortar carne.

En el asentamiento se encontraron asimismo numerosos restos de vasijas cerámicas utilizadas para almacenar y consumir alimentos, además de multitud de herramientas de sílex y de otras materias primas como la radiolarita. Entre las herramientas destacan especialmente perforadores.