jueves, 13 de marzo de 2014

El Tajín, Ciudad del Trueno, modelo arquitectónico entre las capitales del mundo prehispánico.

Es la ciudad con más Juegos de Pelota, cuenta con 17 campos. Desde su descubrimiento, la Pirámide de Los Nichos ha fascinado a la comunidad científica.

El Tajín es una zona arqueológica precolombina cerca de la ciudad de Papantla, Veracruz, México.
La ciudad de Tajín se cree que fue la capital del imperio totonaca.

El Tajín, Ciudad del Trueno, antigua capital de la cultura totonaca, es hoy el mejor ejemplo de arquitectura entre otras grandes capitales prehispánicas, tales como Teotihuacán, Monte Albán y Palenque.

La Pirámide de los Nichos o Edificio 1, la más vistosa de las grandiosas edificaciones de este sitio prehispánico, ha llamado la atención de arqueólogos y estudiosos de los calendarios y cosmovisión Mesoamericana desde su hallazgo, por la peculiar decoración de su fachada compuesta de 365 nichos, número relacionado al calendario solar que regía la vida de los antiguos mexicanos durante aquella época.

El diseño y distribución de El Tajín está integrado por edificios de base cuadrada o rectangular con uno o varios cuerpos superpuestos, sin salir del patrón Mesoamericano, mismo que consiste en la edificación de estructuras piramidales truncadas con una escalera y alfaradas al frente.

Esta capital totonaca fue concebida en la parte inferior de los abanicos aluviales de la Sierra Papanteca y con la gran habilidad arquitectónica de sus habitantes, sus fronteras se determinaron por el aprovechamiento de su entorno, siendo dos barrancos los límites de la expansión en dirección norte-sur.tajin

Mientras que los edificios del centro ceremonial están ubicados en una sucesión escalonada de plataformas y explanadas artificiales, armonizadas con el entorno, rodeadas de cerros; las diversas altimétricas y la consecuente nivelación de terrenos por muros de contención servían alternadamente como barreras para estructurar el universo urbano.

Los totonacas aprovecharon de buena forma el relieve del terreno en el que habitaron, dividiendo su núcleo urbano en cinco partes o niveles: Grupo Plaza del Arroyo, Zona Central, La Gran Xicalcoliuhqui, el Tajín Chico y el Conjunto de las Columnas.

El núcleo principal o centro monumental de la antigua ciudad se extiende sobre una superficie aproximada de 1.5 kilómetros cuadrados, y consta de 168 edificios construidos con materiales no perecederos que, en su mayoría, estuvieron destinados a templos, altares, juegos de pelota y palacios.

Entre las estructuras más notables encontramos al Edificio 1, el Grupo del Arroyo o Plaza del Arroyo, la zona central, el Tajín Chico, la Gran Xicalcoliuhqui, los edificios A y C, las casas habitación y el Juego de Pelota Sur. Sobre este último edificio ritual, con un total de 17, El Tajín es la ciudad con mayor número de juegos de pelota, lo que expertos han interpretado como una necesidad ante la diversidad cultural que de acuerdo con la época, logró poblar la ciudad.