sábado, 31 de mayo de 2014

La nueva campaña de excavaciones en el yacimiento de Santa Criz (Navarra) descubrirá el foro de la ciudad romana.

La nueva campaña de excavaciones en el yacimiento de Santa Criz
(Navarra) descubrirá el foro de la ciudad romana.
Los trabajos arqueológicos en la ciudad romana de Santa Criz, en el término municipal de Eslava, continuarán en 2014 y 2015 en el área del foro, la zona más noble de la villa, donde se ubican las galerías laterales y el espacio abierto central.
Con este objeto, el consejero de Cultura, Turismo y Relaciones Institucionales del Gobierno foral, Juan Luis Sánchez de Muniáin, ha firmado un convenio con el alcalde de Eslava, Félix María Bariain, por el que cede al Ayuntamiento 447.353 euros, que se pagarán a lo largo de 2014 y 2015 en función de las fases del proyecto.
Estas fases incluyen, además de la excavación, la consolidación de las estructuras descubiertas, algunas de las cuales se volverán a colocar en su estado original, y la adecuación de las ruinas para la circulación de visitantes.
La firma de este convenio deriva de la suscrita en 2010 entre el Departamento de Obras Públicas, la Fundación para la Conservación del Patrimonio Histórico y la empresa Autovía del Pirineo, que establecía la financiación de diversas actuaciones de carácter cultural vinculadas a la construcción de la A-21.
Entre estas actuaciones, figuraba la intervención en Santa Criz, que fue dotada entonces con 500.000 euros, de los cuales una pequeña parte se ha aplicado ya entre 2012 y 2013 a la protección del yacimiento (instalación de un vallado), a la restauración de sus esculturas y a los trabajos preparatorios para la redacción del ‘Proyecto de excavación, consolidación y puesta en valor’, documento técnico que sustenta la intervención que se llevará a cabo durante 2014 y 2015.
Conocida ya desde 1917, Santa Criz ha sido objeto de diversas excavaciones durante la década de los 90 del siglo pasado y hasta la actualidad, cuando se ha intervenido entre los años 2005 a 2010. En esta última fecha se incoó expediente para su declaración como Bien de Interés Cultural.
Si bien se desconoce el nombre latino de esta ciudad, su condición de núcleo urbano ha estado siempre clara dada la monumentalidad de sus restos y la abundancia de inscripciones aparecidas, sin duda las más numerosas de Navarra, ha informado el Gobierno foral en un comunicado.
Las excavaciones previas.
Los trabajos arqueológicos llevados a cabo por el Ayuntamiento de Eslava con financiación del Gobierno de Navarra han reconocido dos de las zonas más importantes de la ciudad. De una parte el foro, o plaza pública, del que se ha descubierto el criptopórtico o galería semisubterránea septentrional, con el derrumbe de la columnata que rodeaba la plaza. De este derrumbe se han recuperado restos de tres esculturas, entre las que destaca el cuerpo de un togado en mármol, así como una decena de capiteles de estilo corintio.
La otra zona es la necrópolis o cementerio de la ciudad, del que se conocen sus mausoleos monumentales y los restos de las incineraciones que en ellos se depositaban.
Las intervenciones previstas.
Como se ha adelantado, las intervenciones programadas para 2014 y 2015 consistirán en la excavación del área del foro (galerías laterales y espacio abierto central) sobre una superficie en torno a 500 m2, lo que permitirá descubrir toda la planta de la zona más noble de la ciudad.
Se llevará también a cabo la consolidación de las estructuras que se descubran y se volverán a colocar en su estado original partes seleccionadas de un mausoleo y la galería norte del foro.
La intervención incluye la consolidación para el acceso y circulación de visitantes de las ruinas, que quedarán señalizadas mediante un sendero interpretativo autoguiado con varias paradas y paneles informativos.
Finalmente se redactará la memoria científica de las excavaciones llevadas a cabo hasta la fecha.
Vía: Europa Press