viernes, 14 de noviembre de 2014

Multa por compartir una fotografía nocturna de la Torre Eiffel.

Varios monumentos emblemáticos de la Unión Europea, como la Torre Eiffel, en Francia, o el Atomium, en Bélgica, poseen derechos de autor y por lo tanto no se pueden distribuir sus imágenes. En el caso del monumento parisino se debe a su iluminación, por lo que la restricción es por la noche. La UE emitió una directiva en la que incluía una cláusula para que los edificios públicos no tuvieran cargas, algo que Francia, Bélgica e Italia no han adoptado.
La iluminación del monumento tiene derechos de autor.
Si ha sacado una fotografía de la Torre Eiffel de noche y tiene la tentación de compartirlo por las redes sociales, es mejor que se lo piense porque por esta acción podrían ponerle una multa. La Ley de Propiedad Intelecual de los países pertenecientes a la Unión Europea (UE) prohibe la difusión de fotos de edificios públicos.
Los derechos de autor sobre la construcción del monumento parisino, finalizada en 1889, ya no está vigente, aunque sí sus luces. La Societé de Exploitation de la Tour Eiffel (SETE), es quien posee los derechos de autor y derechos de marca sobre la iluminación de de la estructura, y por ello se debe pedir permiso antes de fotografiar al monumento de noche. El objetivo de esta sociedad anónima es modernizas las instalaciones, zonas de recepción y los servicios ofertados a los visitantes, aunque no deje hacer fotografías de noche.
Diversidad en la UE.
En el 2001 la UE emitió una directiva en la que establecía una cláusula opcional por la cual se pueden tomar fotografías, libres de cargas, de obras arquitectónicas en espacios públicos, con el fin de armonizar los derechos de autor y afines.
La cláusula es opcional, y por eso hay países como Francia, Bélgica e Italia que han decidido no adoptarla. Esto implica que el conocido edificio del Atomium en Bruselas, Bélgica, esté sujeto a derechos de autor. Para poder realizar una difusión pública de las imágenes de la estructura, primero hay que consultar a la empresa que posee los derechos, Atomium, y sólo se podrá difundir en una página web privada, para uso no comercial y a baja resolución. El Parlamento Europeo en Bruselas y en Estrasburgo también tienen estas restricciones.
Otros paises, comoBulgaria, Rumanía y Eslovenia utilizan esta normativo de forma parcial, pues si permiten que se fotografíe a edificios públicos con el condicionante de que estos no esten a la venta.
El resto de países de la Unión Europea, como Alemania o Reino Unido, si permiten que se saquen fotografías de los edificios públicos y que posteriormente se compartan sin ningún tipo de repercusión legal.
Vía: Telecinco