miércoles, 12 de octubre de 2016

Un antiguo crucigrama ha sido descubierto en una de las paredes de la basílica de la antigua Esmirna

Es difícil descifrar totalmente el sentido de las palabras cruzadas, ya que también puede tratarse de nombres de personas insertados en el crucigrama

Antiguo crucigrama descubierto en Esmirna (Turquía)
Un curioso crucigrama ha sido descubierto en Esmirna, en el antiguo asentamiento sobre el que se fundó la ciudad moderna del mar Egeo. El crucigrama, situado en una de las paredes de la basílica situada en el mercado de la ciudad antigua, está compuesto de una serie de palabras griegas que se pueden leer de arriba a abajo y de izquierda a derecha.

En unas declaraciones a la prensa, el jefe de las excavaciones del ágora de Esmirna, el profesor asociado Akin Ersoy, ha dicho que la cronología de la antigua ciudad se remonta hasta hace unos 2500 años. Asimismo, Ersoy ha señalado que se ha descubierto un sólo crucigrama en la pared de la basílica en el que se observa una especie de acróstico, en el que las mismas palabras se escriben y leen tanto de arriba a abajo como de izquierda a derecha. Las palabras, como se puede ver en la imagen, están dispuestas en cinco columnas y, curiosamente, la palabra 'logos' está situada en el centro del crucigrama, en la tercera columna concretamente.

Ersoy ha apuntado que es difícil descifrar completamente el sentido de las palabras cruzadas, ya que también puede tratarse de nombres de personas insertados en el crucigrama. Apunta que, según muchos historiadores y especialistas, la comunidad cristiana de la época, que fue fuertemente presionada por las autoridades romanas, pudo inventar este tipo de figuras lingüísticas para facilitar la comunicación entre sus miembros.

Sin embargo, este en concreto se ha considerado como un crucigrama porque se encuentra en un lugar muy abierto y visible. Lo normal es que no hubiera sido colocado en la pared en la que se ha encontrado, ya que está situada en un lugar de mercado bastante transitado. Es más probable, según Ersoy, que este hallazgo nos dé una idea de cómo los vendedores de la época se entretenían durante su tiempo libre en el mercado.


El ágora era un espacio abierto y un centro del comercio (mercado), de la cultura y de la política de la vida social de los antiguos griegos. En Esmirna, fue también el corazón de la ciudad, al igual que el de todas las ciudades portuarias más importantes de la Antigüedad. Los arqueólogos han descubierto numerosas descripciones sobre los barcos, la vida corriente de la ciudad y los gladiadores en las paredes. Asimismo, como indica Ersoy, se han encontrado incluso poemas de amor escritos para la posteridad.

Síguenos en Facebook: antrophistoria
Imagen| Blasting News