La batalla de Resaena: un punto de inflexión en la historia romano-sasánida

El amanecer de un conflicto milenario Imagen meramente ilustrativa. En el año 243 d.C., el vasto paisaje de Resaena, hoy conocido como Ceyla...

Mis fotos de Llerena: iglesia de Santiago.

Recorro Llerena como un turista, mirando cada edificio y cada detalle, como si fuera la primera vez que los viera, y disparando fotos por doquier. En cada paseo voy descubriendo por sus calles cosas nuevas, en las que antes no me había fijado. Ocurre lo mismo que con los libros, que cuando los relees te sorprendes con detalles que no habías percibido en la primera ojeada. Sólo es cuestión de observar, valorar y querer lo que se tiene. Y eso es lo que hago, querer a mi pueblo e indagar en sus entrañas. Porque se respeta más lo que se conoce.

En esta ocasión, le ha tocado la sesión fotográfica a la iglesia de Santiago. Pude encontrar algunos detalles que pasan desapercibidos si no te fijas. Me refiero, entre otras cosas, a las gárgolas y los pináculos góticos que decoran el exterior del ábside del templo; a las inscripciones y escudos; o a los adornos que rompen la monotonía de los ventanales abocinados. Por otro lado, pude descubrir con sorpresa que el edificio ha sido provisto de un equipo de iluminación exterior que lo realza en la quietud de la noche. Ya era hora.

Haciendo un poco de historia, se puede destacar que la iglesia de Santiago de Llerena fue mandada construir en el siglo XV por don Alonso de Cárdenas, un personaje que fue consejero de los Reyes Católicos. Asimismo, les prestó sus servicios en la Guerra de Sucesión Castellana, donde tuvo a sus órdenes a Gonzalo Fernández de Córdoba, conocido por la historiografía al uso como el Gran Capitán. El templo se construyó en el solar donde anteriormente se ubicaba la ermita de San Pedro y, a su vez, sirvió como sepulcro de don Alonso de Cárdenas cuando murió en 1493.

Si se precisa, se puede obtener más información de la Llerena de esta época en un post que puse en días anteriores. Sólo hay que pinchar AQUÍ.














































































No hay comentarios: